Tripas naturales

La actividad principal de la compañía consiste en el procesamiento de intestinos de origen animal (bovino, porcino, ovino y equino) a través de rigurosos procesos manuales y mecánicos para ser convertidos en tripas o envoltorios para la fabricación de embutidos.

La tripa es parte integral del embutido, su utilización comienza en el relleno como insumo indispensable para embutir y termina en la mesa del consumidor. Desempeña un rol determinante en los cambios volumétricos, estructurales y químicos del embutido, por su unión íntima entre proteínas, sus únicas propiedades osmóticas y de permeabilidad variable, que la convierten en el mejor tejido para que la masa interactúe con su entorno.

El proceso productivo consta de dos etapas bien determinadas,

Una primaria, que tiene lugar dentro de los frigoríficos, en un sector del mismo destinado a Tripería. Mediante el uso las instalaciones y el aporte de maquinarias, herramientas y principalmente personal calificado, se trabajan los intestinos al ritmo de faena, comenzando por la separación de los tramos digestivos compuesto por el intestino delgado (duodeno, yeyuno e íleum), el intestino grueso (ciego, colon y recto) y la vejiga. El proceso continua con el vaciamiento del contenido intestinal (escurrido), el desgrasado, la remoción de la mucosa (desarrado), el virado y finalmente el acondicionamiento para su trasporte a los establecimientos industriales habilitados.

Esta actividad se encuentra bajo regulación del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA) quien extiende desde el establecimiento faenador el certificado de origen y permiso de tránsito para ser transportadas al establecimiento habilitado para su procesamiento como tripa apta para embutidos, controlando los ingresos, su trazabilidad y la emisión de los certificados de mercado interno y externo, de acuerdo a los convenios y homologaciones que tenga el organismo con el resto de los países de destino.

Nuestro establecimiento 4115 goza de la habilitación e inspección periódica del servicio veterinario de la comunidad europea, Rusia y de terceros países.

La segunda etapa tiene lugar dentro de la planta industrial donde se finaliza el ciclo de producción con la clasificación y selección del producto a través de procesos manuales en serie que consisten en la preparación de la mercadería recibida de los frigoríficos con su loteo previo, el calibrado por insuflación, medido, salado y envasado. Como  resultado se obtienen una amplia familia de productos compuestos por una selección de calidades, calibres y metrajes, transformándose en tripas saladas calibradas que son almacenadas en tambores plásticos y acondicionadas con salmuera para atender a cada exigencia de mercado según sus propias costumbres de producción y consumo.

Nuestra región pampeana presenta privilegios en sus recursos naturales que favorecen el desarrollo y cría del ganado, lo que aporta un importante volumen de materias primas que permiten alcanzar el alto punto de equilibrio que toda industria de mano de obra intensiva demanda. Argentina cuenta con un importante stock ganadero bovino de razas mayoritariamente británicas donde predomina el sistema pastoril de cría lo cual otorga propiedades distintivas a los músculos y tejidos del animal, como son las tripas naturales, de características únicas de elasticidad, volumen y resistencia.

Un plantel de 300 personas, en forma directa, participan en la empresa líder de producción de tripas para embutidos del país, teniendo presencia en los frigoríficos exportadores más importantes como JBS Argentina (Swift), BRF (Quickfoods), Marfrig, Rioplatense, Gorina y Logros, entre otros.

El mercado global de distribución está formado por un conjunto de empresas de gran solvencia y trayectoria que importan, almacenan y distribuyen a las fábricas productoras de embutidos. Todos ellos nucleados en la asociación internacional de tripas naturales, INSCA, quienes están encargados de admitir las membresías, organizar encuentros anuales, y brindar asesoramiento técnico a la industria, como así también intervenir en regulaciones a favor de las tripas naturales. Asimismo la empresa participa de la asociacion Europea de triperos ENSCA, y de las camara nacional de chacinados CAICHA.

Dentro del mercado interno contamos con una red de vendedores y distribuidores en todo el país y se atienden de forma directa a las grandes fábricas o bocas de expendio, como es el caso emblemático de Jumbo que mantiene la tradición de elaborar sus destacadas salchichas Frankfurt o tipo húngaras, utilizando tripa ovina natural que suministramos de nuestros corderos patagónicos.

Existe un amplio consenso respecto de las bondades del uso de tripas naturales frente a sus alternativas artificiales, asimismo muchas iniciativas a nivel mundial para defender su uso en la consideración de productos con denominación de origen y respeto a sus costumbres de producción y calidad artesanal.

Tripas Artificiales

Las tripas naturales como afirmamos anteriormente presentan ventajas respecto a la calidad del producto frente a cualquier alternativa. No obstante, tiene una importante debilidad, su escasez. Como recurso natural derivado del intestino de los animales, depende directamente de la faena y de los stocks ganaderos.

A lo largo del siglo XX el crecimiento de la población impulso el consumo de embutidos y la demanda agregada supero ampliamente su oferta. A partir del 1950 y con grandes inversiones mediante, se conocen los primeros desarrollos de tripas artificiales no comestibles y al poco tiempo se formó una alternativa completa de tripas no animales, con fibras animales (tripas colágenas), y fibras vegetales (tripas fibrosas) y de celulosa regenerada conocidas como tripas celulósicas. Asimismo se desarrollaron las tripas sintéticas compuestas de distintos tipos de polímeros (tripas plásticas) y textiles, con capacidad de customizar los tipos, formas, calibres regulares, impresiones, colores y demás atributos según las especificaciones de su mercado.

De esta manera no solo cubrió una gran demanda insatisfecha sino que desarrollo nuevas alternativas de embutidos hasta entonces condicionados por las medidas naturales derivadas de los intestinos.

La industria tiene ya definidas las líneas de producción de embutidos en tripas naturales y artificiales, apuntando claramente a segmentos distintos y los consumidores asimismo eligen de acuerdo a sus preferencias.

Las tripas naturales son elegidas por los pequeños productores, desde el uso doméstico hasta la producción de pequeña escala o de campaña, por su practicidad y facilidad de empleo. Asimismo las industrias eligen el envoltorio natural para realzar la calidad de sus embutidos Premium.

Asumiendo entonces esta realidad de mercado, decidimos sumar las tripas no naturales a la gama de oferta para atender y aconsejar a los clientes con la mejor solución de acuerdo a sus necesidades.

Fruto de esta política, hace algunos años obtuvimos la representación de dos prestigiosas marcas provenientes de USA y Europa.

Tripas Fibrosas

Fibrous

Tripas Celulosicas

Wienie-Pak

Tripas Plásticas

Nova

Tripas Colágenas

Nitta Frente

Nitta Dorso

www.ensca.be
www.insca.org
www.caicha.org.ar
www.senasa.gov.ar
www.ec.europa.eu/food/audits_analysis/
partners
Euro S.A. - Bv. San Diego 1948 (S2124MHR) Villa Gdor. Gálvez - Sta. Fe - Argentina | Tel: +54 0341 4985200 / 4924319 | Fax: +54 0341 4985202 | Email: info@euro-sa.com | DATA FISCALDiseño web Sessionstudio